//
Meditación en 5’ para trabajar tu pasión interior

A todas nos gusta sentirnos apasionadas y vivas, pero lo que enciende la pasión es diferente para cada una de nosotras. Te soy sincera, disfruto mi pasión en las tareas cotidianas por más sencillas que parezcan (desde la limpieza en casa hasta estudiar, viajar, educar y escribir!), pero indudablemente es instintivo sentirme apasionada cuando practico yoga o cuando escucho mi música favorita al volante o ando en bici. Las recetas de la pasión son infinitas y asimismo únicas, aunque hay un ingrediente en común y esencial: el Ser y Estar “en el momento”.

Cuando nos sentimos atraídas por otra persona, o mismo sentimos pasión por algo que nos moviliza, algo ocurre en nuestro interior. Nuestro mundo interno -nuestro observador-, determina nuestros sentimientos y sobre todo nuestra pasión! Para aumentar tu pasión, haz de explorarte a ti misma y ahondar en tu mundo más profundamente…

Aquí es donde la antigua práctica de la meditación nos puede ayudar. Mientras que la meditación profunda puede transportarte a un estado de completa paz interior, una sencilla práctica de meditación puede ayudarte a desarrollar tu capacidad del “estar presente”, del “aquí y ahora” y a disfrutar más a fondo todo lo que haces!

¿Sabías que está comprobado que la meditación cambia nuestro cerebro? Es tal la comprobación científica que empresas como Google, Apple, 3M, entre otras, utilizan el tiempo libre para que sus empleados innoven, lo llaman Innovation Time Off (tiempo libre para innovar). En lugar de pedirles a sus empleados foco y atención constante en sus ocho horas diarias, los estimulan a que realicen actividades que a primera vista parecen no productivas, un paseo por la plaza, tirarse en un sillón a mirar por la ventana, soñar despierto, practicar yoga… y meditar!!! Son esos momentos de des-estrés los que favorecen los llamados insights. Así lo profundizábamos en el yoga y el trabajo: disfruta lo que haces, ama tu vida.

En casa, en la oficina, caminando al trabajo, haciendo ejercicio, el lugar y el momento lo eliges tú. Te ofrezco un pequeño ejercicio de meditación que puede ayudar a ponerte en contacto con tu pasión:

Busca algún fruto (o una imagen que te guste, una flor por ejemplo). Toma el elemento y obsérvalo atentamente, y luego colócalo en algún lugar fuera de tu vista.

Ahora intenta esta sencilla meditación de 5′:

  1. Siéntate cómodamente en una silla o en el piso.
  2. Cierra suavemente tus ojos.
  3. Respira libre y profundamente. Que tu respiración fluya…
  4. No prestes atención a lo que está pensando tu mente, sólo continúa respirando…
  5. Siente como tu corazón se abre, siente cómo se llena de amor y pasión mientras inhalas.

Repite los pasos 3 al 5 hasta que los cinco minutos se hayan cumplido (Tip: podrías activar la alarma del celu!).

Cuando finalices -y aún con los ojos cerrados-, comienza a recuperar la imagen del fruto o elemento que observaste al comienzo. Con una conciencia más profunda, retoma la imagen nuevamente. Observa más detenidamente de cerca el fruto y trata de encontrar algo hermoso o único en él. Tal vez –incluso- podrías imaginar cómo ese fruto cuelga de un árbol bajo una suave luz de la luna de otoño. ¿Qué sientes?

Particularmente podría continuar describiendo la sensación de alegría y plenitud que experimento mientras miro una manzana roja y jugosa, pero esta práctica de meditación era para ti! Se trata de cultivar tu mundo interior; ello te dará una idea de cuánto más profundamente puedes experimentar sensaciones, tan solo observando un fruto…

Esta meditación podría asimilarse a lo que en yoga se conoce como trataka, su objetivo?: desarrollar la capacidad de concentración. Puede ayudar, practicar la meditación en un lugar tranquilo donde te sientas completamente a tu gusto. La repetición a lo largo del día, a diario, mejorará tu percepción, tu intuición y concentración. Es increíble, pero funciona…

Como profesional, trabajadora y al frente de una familia, entiendo que el tiempo para explorar nuestras profundidades muchas veces es limitado, y más cuando trabajé por bastante tiempo en relación de dependencia. Pero tener pasión ¿no vale la pena? La vida es pasión. Trabajando nuestra capacidad del “estar presente” para obtener más de la vida cotidiana puede transformar muchas experiencias mundanas. E imagina lo que una presencia más profunda puede traer y atraer a nuestras relaciones!

En ocasiones se relaciona la meditación con lo esotérico, con la cábala pero nada más distante de ello! Antar mouna en sánscrito es el silencio, es lo que los monjes tibetanos practican como meditación y muchas otras religiones lo hacen también. La meditación es una forma de silencio interior, de trabajar en pos de alcanzar un balance interno. Una sencilla práctica de 5’ de meditación con regularidad puede ser una gran manera de aumentar tu pasión, así como un maravilloso primer paso en un viaje increíble hacia tu interior, mejorando tus insights (lapsus de imaginación y creatividad). Que todos podamos vivir con más pasión y en el “aquí y ahora” todos los días!

Que sientas y vivas una semana espectacular!

Por Maricé Espínola.

https://www.facebook.com/AGORA.ECO

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Archivos

Introduce tu dirección de correo electrónico para seguir este Blog y recibir las notificaciones de las nuevas publicaciones en tu buzón de correo electrónico.

julio 2021
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  
Follow Àgora Consultora E.C.O. on WordPress.com
A %d blogueros les gusta esto: